Estrategias de defensa, las púas del puercoespín


A ojos humanos, los puercoespines, con su formación de espinas y púas, se encuentran entre los animales mas peculiares de la naturaleza, sin embargo en términos de protección física, estos pinchos cumplen perfectamente con su función defensiva e intimidatoria.
Existen dos familias de puercoespines:
  • Puercoespines del Viejo Mundo: son especies principalmente terrestres, propias del sur de Europa, África, India, Archipiélago Malayo hasta Borneo.
  • Puercoespines de Nuevo Mundo: son especies principalmente arborícolas. propias del continente Americano.
Las características púas que identifican a los puercoespines toman varias formas, según las especies, pero en todas son pelos modificados cubiertos de gruesas placas de queratina, y están introducidas en la musculatura de la piel.
Si se sienten amenazados, se erigen, hacen sonar sus púas, golpean sus patas traseras contra el suelo y emiten gruñidos. Si la provocación continúa, tornan su lomo hacia el intruso y corren hacia los lados o hacia atrás, directamente contra su adversario.
Sus púas pueden salir despedidas cuando el puercoespín sacude su cuerpo, pero no pueden «dispararlas» contra posibles atacantes, al contrario de la creencia popular.
Si las espinas penetran en la piel, se clavan y se despegan, causando heridas sépticas muy dolorosas, que incluso pueden resultar mortales.